17 enero 2008

El Golpe

Tenía que pasar, y pasó. Anoche, al salir de la oficina me propuse coger un rickshaw para volver a casa. Eran sobre las 21:45 y el cielo estaba totalmente oscuro. Me situé a un margen de la avenida más transitada y que está más cerca de donde trabajo. Por allí pasaban, de manera intermitente por culpa de un semáforo que está a escasos cien metros más adelante, decenas de coches y motos. Todos pitando, evidentemente. Era el tercer día que me costaba encontrar un rickshaw libre, ya que los pocos que pasaban estaban ocupados –aunque hay que levantar igualmente la mano porque nunca sabes si van con pasaje o están libres.
Finalmente paró uno y, contra todo pronóstico, me cobró 50 rupias (poco menos de un euro) para llevarme hasta la puerta de mi casa, que está a unos 8 quilómetros. Cuando estaba absorto escribiendo un mensaje de móvil, y mientras el vehículo sorteaba los coches que atestaban el ‘Ring Road” (una especie de M-30 madrileña o Cinturó de Litoral barcelonés), chocamos contra el coche de delante, que estaba parado. El golpe fue repentino, y sonó a cristales rotos y hierro golpeado. El conductor del coche golpeado bajó, en mitad del tráfico, para ver los desperfectos, pero apenas echó una ojeada del trasero de su vehículo, volvió al volante y se fue. Mi conductor, en cambio, se apartó como pudo hacia el lateral de la vía (muy transitada en esos momentos) y me dijo que no podía continuar. Me dejaba tirado en una pseudoautopistas, lejos aún de casa, y encima me quería cobrar. Le dije que ni loco, aunque me dio pena y le di 10 rupias. Espero que le alcance para algo en la reparación que le viene encima.
Por suerte otro rickshaw paró a escasos metros de mí y, como ángel salvador, me subí en él sin apenas negociar el precio. Cuando ya estábamos de camino llamé a Manoj y le dije: “Manoj, necesito una moto con urgencia. Mañana te llamo”.

4 comentarios:

Pit dijo...

Vichila mol, puriti, que et vui vere sa i stalviiii!

Dídac dijo...

Ja tardes en fer-te enviar per Seur la fantàstica Honda Dylan que tantes vegades em va deixar a Padilla amb Rosselló.

mami dijo...

dani, vas estupendament amb les ricksaw. Tú mateix ho has dit...el trànsit és horrorós... suposo que s´assembla al Caire!
Ja he vist les fotos de l´habitació, molt xules... pots fer alguna que es vegi més?petó. mama.

Daniel dijo...

Estimat Dídac,
aquí la meva estimada Dylan (ara en les perilloses mans de la meva germana) no duraria ni dos dies.
Així que millor comprar una de segona mà. Jo també trobo a faltar els viatges per Padilla...;)
tu tot bé?