14 julio 2012

¡Larga vida a la Vargas!

Me dirigía esta mañana al trabajo cuando me he enterado que Chavela Vargas estaba hospitalizada. Así que tan pronto como he podido, he consultado en internet qué había pasado.

Se ve que han ingresado a la cantante mexicana en un hospital de Madrid a raíz de una taquicardia, y aunque ya tiene sus años (93 para ser exactos), según los médicos que la atienden en el hospital La Princesa de Madrid -un nombre más que adecuado- se encuentra perfectamente. Sin embargo, deberá permanecer algunas horas más en observación.

Por lo visto todo ha quedado en un susto, y aunque sea un poco cenizo confesarlo, diré que la noticia me ha hecho recordar algunas de sus canciones, y al llegar a casa las he rescatado de mi baúl de la memoria. El resultado ha sido un monográfico suyo que he escuchado en spotify.

De la Vargas siempre me ha gustado su libertad. Ha vestido, actuado y cantado lo que le ha venido en gana. Nunca ha estado sujeta a clichés ni se ha visto influenciada por las críticas que le hayan podido hacer, y para colmo es amiga de otro grande al que admiro y respeto profundamente, Joaquín Sabina, con quien ha grabado alguna canción para enmarcar, como por ejemplo 'Noche de bodas'. Admiro también a Chavela por su fuerza, su tenacidad y ganas de trabajar. Hace tiempo que podría vivir de rentas, sin embargo, aunque ya se ha retirado en varias ocasiones, este mismo año aún ha reunido fuerzas para publicar un nuevo disco, ‘Luna grande’, un homenaje a Lorca. Y el mismo martes se subía a un escenario para cantar al poeta granadino.

De entre sus canciones, tengo especial predilección por su versión de ‘Piensa en mí’ y ‘Amanecí en tus brazos’, que me transporta automáticamente a México.

Es ya muy tarde y se me cierran los ojos. Antes de acostarme, aquí dejo un par de enlaces de ambas canciones.

Larga vida a Chavela.

Piensa en mí.


Amanecí en tus brazos.

Foto: EFE